8 cosas que pueden ayudar durante y después del tratamiento contra el cáncer de mama

Estas terapias pueden ayudar a mejorar la calidad de vida de las pacientes durante y después del tratamiento, y aunque muchos estudios que aquí se mencionan se han realizado en mujeres con cáncer de mama, lo cierto es que muchas de estas terapias se podrían practicar con otro tipo de cáncer, si su oncólogo lo recomienda.

Acupunturaacupuntura_terapia

La acupuntura consiste en la aplicación de agujas, calor, presión y otros tratamientos en diferentes puntos del cuerpo. Se usa en pacientes con cáncer para controlar el dolor y aliviar las náuseas, los vómitos, la fatiga, la depresión o las dificultades para dormir. Además, estudios indican que puede ayudar a fortalecer el sistema inmunitario durante la quimioterapia. Ahora bien, es importante que consulte la posibilidad de hacer acupuntura con su médico oncólogo y que la acupuntura la administre un profesional capacitado con material de un solo uso para cada paciente.

Masaje

Estudios indican que la terapia de masaje puede contribuir al alivio de los síntomas que sufren los pacientes con cáncer, como el dolor, las náuseas, la ansiedad y la depresión. Los investigadores no han conseguido llegar a conclusiones concretas en cuanto a los efectos de esta terapia debido al pequeño número de investigaciones rigurosas, por lo que es importante consultar con un médico antes de recibir la terapia por si hay que tomar precauciones. De hecho, para que la terapia del masaje sea inocua es posible que sea necesario evitarlo en las partes del cuerpo directamente afectadas por la enfermedad o el tratamiento, como por ejemplo las zonas en qué la piel está sensible tras la radioterapia.

Yoga

Estudios hechos por el Centro Nacional para la Salud Complementaria e Integrativa de Estados Unidos (NCCHI) indican que el yoga puede tener efectos positivos en la ansiedad, la depresión, la angustia, la tensión y en la fatiga crónica en supervivientes de cáncer de mama. Además, las mujeres que hacen yoga que están recibiendo radioterapia dicen sentirse menos cansadas. Recuerde compartir su historial médico con su instructor de yoga y consultar a su oncólogo.

Tai Chitaichi

El Tai Chi es un ejercicio que combina movimientos corporales suaves y armoniosos con respiración y meditación. Las investigaciones en pacientes con cáncer de mama revelan que el Tai Chi puede aumentar la fuerza, el equilibrio, la flexibilidad, las funciones del pulmón y del corazón y la sensación de bienestar. Por último, aunque es una práctica de bajo impacto, se recomienda consultar al médico para tomar las precauciones necesarias, como la de incorporar la técnica progresivamente.

Arteterapia

Se han documentado numerosos beneficios de la arteterapia en el cáncer. En particular, con la creación artística se expresan emociones y, a menudo, emociones que las palabras no consiguen expresar. Y en relación con esto, también aumenta la comunicación, la relajación, contribuye a reducir el dolor, a soportar mejor el estrés, promueve la sensación de control, favorece la autoestima y genera un mayor entendimiento sobre la propia enfermedad.

Terapia equina asistida

Los caballos tienen una gran capacidad para interpretar el lenguaje no verbal de las personas, son canalizadores de emociones y eficaces para la rehabilitación física y emocional del paciente. El caballo actúa como co-terapeuta a través de la transmisión del calor al cuerpo del jinete y ayuda a relajar y distender la musculatura rígida además de estimular la comunicación de emociones. Por ello se recomienda para pacientes que han terminado su tratamiento, para recuperar su vida normal, con más seguridad, autoestima e ilusión.

Musicoterapia

Según la World Federation for Music Therapy, la Musicoterapia consiste en la utilización de la música y sus elementos por un musicoterapeuta profesional con un paciente o grupo musica_emcionesen un proceso diseñado para promover y facilitar la comunicación, la interacción o la expresión, entre otros. Estudios como el publicado en la revista de Psicooncología de la Universidad Complutense de Madrid, parecen indicar que la musicoterapia produce un cambio positivo en el estado de ánimo de las pacientes con cáncer de mama, tanto para disminuir su malestar emocional durante las sesiones como a lo largo del tratamiento.

Grupos de apoyo

Aunque muchas personas con cáncer reciben apoyo de su familia y amigos, algunas investigaciones muestran que unirse a un grupo de apoyo mejora la calidad de vida y la supervivencia. El grupo de apoyo puede ayudar al paciente a sentirse en compañía, ofrecerle la oportunidad de hablar acerca de sus sentimientos y tratar de entender y lidiar con ellos, ayudarle a hacer frente a problemas prácticos de la vida cotidiana y también a sobrellevar los efectos secundarios del tratamiento.

 

Bibliografía

Acupuntura. (2017). National Cancer Institute. Disponible en: https://www.cancer.gov/espanol/cancer/tratamiento/mca/paciente/acupuntura-pdq .

Cáncer: en detalles. (2015). National Caner Institute. Disponible en: https://nccih.nih.gov/node/3868 .

Tai Chi. (2012). Breastcancer.org. Disponible en: http://www.breastcancer.org/es/tratamiento/medicina_comp/tipos/tai_chi .

Nadia Collette. (2011). Arteterapia y cáncer. Psicooncología, Vol. 8, 81-99, Universidad Complutense de Madrid.

Equidae.es. (2017). Equidae cara a cara con el cáncer. Disponible en: http://www.equidae.es/node/65  .

Larioja.com. (2017). Caballos contra el cáncer.

Musicoterapia: http://revistas.ucm.es/index.php/PSIC/article/view/48907/45633

Martí, P., Mercadal-Brotons, M., & Solé, C. (2015). Efecto de la musicoterapia en el estado anímico y calidad de vida de un grupo de mujeres supervivientes de cáncer de mama. Psicooncología, Vol. 12, 105-128, Universidad Complutense de Madrid. .

Grupos de apoyo para el cáncer. (2017). National Cancer Institute. Disponible en: https://www.cancer.gov/espanol/cancer/sobrellevar/adaptacion-al-cancer/grupos-de-apoyo. .

Advertencia:
El contenido del presente sitio web es de carácter general y tiene una finalidad meramente informativa, sin que se garantice plenamente el acceso a todos los contenidos, ni su exhaustividad, corrección, vigencia o actualidad, ni su idoneidad o utilidad para un objetivo específico. Toda la información que se ofrece a través de esta página web no sustituye, en ningún caso, un asesoramiento sanitario cualificado.
La Asociación de Oncología Integrativa declina toda responsabilidad sobre las consecuencias que un mal uso de este contenido pueda tener en la salud de los pacientes. Así mismo se recomienda que los pacientes comuniquen a su oncólogo convencional qué terapias complementarias les acompañan durante los tratamientos convencionales.