Solución no invasiva a la reconstrucción de la mama después de un cáncer

Difícilmente me podría imaginar la alegría que podía suponer para una mujer tener un pezón de nuevo en su pecho. El cáncer de mama, además de los efectos secundarios que provocan los tratamientos convencionales como la quimio, también supone un gran impacto físico al desprender de la mujer de una pequeña parte, pero no menos importante de su cuerpo, como es el pezón.
Uno de los procedimientos más frecuente cuando aparece este tipo de cáncer es la masectomía, en sus múltiples variantes. Ya sea en la misma operación o a posteriori, cabe la posibilidad de realizar una reconstrucción del pecho, aunque no todas las mujeres deciden hacerlo. Lo mismo ocurre con la reconstrucción de la areola y el pezón. Muchas mujeres que ya han pasado por múltiples operaciones y dolor derivado del tratamiento, no quieren volver a pasar por otra operación.

¿Qué alternativas hay a la reconstrucción del pezón?

Existen prótesis de areola y pezón, que además de muy realistas, son fáciles de poner y quitar y pueden suponer un gran cambio en la autoestima de una mujer después del cáncer. Hablamos de Pink perfect, que crea conjuntos areola-pezón a medida para mujeres que se han sometido a una masectomía individual, imitando al pezón que conservan.
La creadora que realiza estos pezones de forma artesanal es Michelle, superviviente de cáncer de mama. Después de 3 operaciones, aún con la mama reconstruida sentía que le faltaba algo, pero no estaba preparada para esperar otros 6 meses para pasar por una nueva cirugía para reconstruir el pezón artificialmente. A través de su experiencia, aprendió a hacer pezones protésicos de alta calidad. Ella misma los usó y gracias a ello recobró su seguridad. Se sintió liberada no solo al vestirse, sino al desvestirse, y al compartir momentos íntimos.

Cómo funciona Pink perfect

Si quieres adquirir el conjunto pezón areola, basta con contactar con la distribuidora en España. Ella misma ayuda a las mujeres a hacerse las fotos y a rellenar el cuestionario para que la artista cree en base a esto los pezones a medida.
Las prótesis son muy fáciles de usar, se pegan con un pegamento quirúrgico específico, resistente al agua, que te ofrecen en el kit. Te puedes duchar con él puesto, nadar en la piscina, hacer ejercicio y no se cae durante al menos 15 días. Durante dos semanas, no tienes que preocuparte de nada. Te lo puedes quitar cuando quieras y cada pezón puede durar entre uno y dos años. De esta forma tampoco tienes porqué micropigmentarte la areola, porque viene el conjunto completo (areola y pezón).

Testimonios

Estos son algunos de los testimonios que podemos encontrar en la web de Pink perfect:
Sarah: “Por primera vez los pezones me dieron la confianza de hacer cosas que no había hecho antes”.
Suzane: “¡Creo que es un milagro! Los pezones se quedan en el sitio, ducha tras ducha”.
Jessica: “Ver mi pecho completo en el espejo fue una diferencia increíble. Me veo y me siento completa de nuevo y eso se ha traducido en mejoras en otras áreas de mi vida”.Advertencia:

El contenido del presente sitio web es de carácter general y tiene una finalidad meramente informativa, sin que se garantice plenamente el acceso a todos los contenidos, ni su exhaustividad, corrección, vigencia o actualidad, ni su idoneidad o utilidad para un objetivo específico.

Toda la información que se ofrece a través de esta página web no sustituye, en ningún caso, un asesoramiento sanitario cualificado.

Avívate, escuela de pacientes declina toda responsabilidad sobre las consecuencias que un mal uso de este contenido pueda tener en la salud de los pacientes. Así mismo se recomienda que los pacientes comuniquen a su oncólogo convencional qué terapias complementarias les acompañan durante los tratamientos convencionales.